Donde los Ángeles no se Atreven, de Allen Steele

Y seguimos con las reseñas…

.

“Donde los angeles no se atreven” y “La muerte del Capitan Futuro” son los titulos de dos novelas cortas de Allen Steele, ambas ganadoras del prestigioso Premio Hugo en los años 1995 y 1997 respectivamente y que la editorial Ajec ha tenido a bien editar en nuestro pais en un solo volumen, cosa necesaria y que se agradece de veras, teniendo en cuenta el prestigio del autor y el hecho incomprensible de que su obra sea practicamente desconocida en España.

Hablemos un poco sobre la primera historia, que es la que da titulo al libro.
“Donde los Angeles no se Atreven” es una novela sobre los viajes en el tiempo y cuyo punto de partida hace referencia a un suceso historico por todos conocido: El ultimo vuelo del Hidelburg, el tristemente famoso dirigible aleman que acabo siendo pasto de las llamas, arrebatandole la vida a 35 personas y logrando asi hacerse con el titulo de “la primera gran tragedia aerea de la historia”.

Ese escenario, en los momentos previos a tan fatal desenlace, es el objetivo de dos viajeros temporales cuya mision no es otra que la de analizar y ser testigos de los hechos. Pero algo ocurre y de manera fortuita, los crononautas evitan que se produzca la tragedia y con ello, alteran el curso de la historia, con lo que se veran atrapados en una realidad alternativa, en un universo paralelo al nuestro y sin posibilidad de regresar a su linea temporal.

Aunque a primera vista el argumento pueda parecer muy trillado ( que lo es), sorprende gratamente el planteamiento del autor y el modo habil con el que consigue captar nuestra atencion, tejiendo de manera inteligente ciertos elementos que aportan credibilidad a la historia y que mantienen al lector expectante, hasta concluir con un final que si bien quizas no es el esperado, resulta acertado, siendo coherente con  el resto del relato y con el modo de proceder de los personajes.

Steele tiene talento a la hora de narrar y eso queda demostrado en la habilidad que demuestra al tejer dos lineas argumentales distintas que terminan por converger de forma muy apropiada y sin estridencias, ofreciendo como resultado final un relato solido y entretenido, sin apenas altibajos y con un sabor añejo, a ciencia ficcion clasica, de esa que a uno siempre le apetece saborear.

El unico punto flaco, por decirlo de algun modo, es el que el autor no profundice un poco mas en mostrarnos como es esa realidad alternativa, donde a pesar de las similitudes con nuestra linea temporal, resultan evidentes los cambios sufridos,sobretodo en el ambito politico y social. Es un aspecto que podia dar mucho de si y que tan solo se deja entrever de pasada.

 
Vamos ahora a por la segunda novela que completa el volumen.
“La Muerte del Capitan Futuro” es un texto completamente distinto, tanto en su planteamiento como en el estilo narrativo.
Se trata de un pequeño homenaje al genero pulp. Un guiño cariñoso a la figura del personaje creado en los años cuarenta por Edmond Hamilton, que por lo visto, tuvo bastante exito en su momento y al que se conocia por el nombre de “Capitan Futuro”. Lo cierto es que es la primera vez que oigo hablar de el y si no fuera por el propio prologo de la novela, donde se explican las raices del personaje y su creador, seria un completo desconocido para mi, aunque eso sea irrelevante para disfrutar de la historia.

Con un enfoque muy detallado y bien dirigido, salpicado de una generosa dosis de humor, nos encontramos con una historia que retrata perfectamente a sus protagonistas, personajes elaborados y con una personalidad claramente marcada, aunque en ocasiones, excesivamente estereotipados.

Lo mas destacable es sin duda la figura de McKinnon, el desagradable capitan de “La Cometa”… Un individuo al que uno le pilla mania de buenas a primeras y que, con su incompetencia y estupidez, cual Quijote estelar venido a menos, pondra en apuros a toda su tripulacion y a la humanidad entera, cegado por el delirio de ser como el autentico “Capitan Futuro” y pretender vivir aventuras similares a las de su idolatrado heroe de papel. Un frikazo de campeonato, que intenta a toda costa emular las aventuras de un personaje de folletin y que deja en manos de sus dos subordinados el limpiar toda la mierda que va dejando tras de si y que arreglan como pueden los problemas que genera, hasta que inesperadamente, quizas tenga oportunidad de quedar como un autentico heroe a los ojos del mundo, aunque no del modo en que esperaba…

Lo cuidado de la ambientacion, asi como el ritmo adecuado para una historia interesante y divertida, hacen de esta novela una lectura muy recomendable para los amantes del genero, que capta a la perfeccion la esencia de la Ciencia Ficcion de antaño y que resulta un ejemplo de como un proyecto aparentemente “menor” y sin pretensiones puede convertirse en un producto redondo, sin necesidad de adornos superfluos ni rellenos innecesarios.

En definitiva, “Donde los Angeles no se Atreven” es un libro que sorprende y que merece que le dediqueis un hueco en vuestra agenda. Si sois aficionados a la Ciencia ficcion y ademas, os gustan las historias que van directo al grano, no os defraudara.

.
Donde los ángeles no se atreven.
Allen Steele 
Editorial: AJEC
PVP: 9.90 euros
Páginas: 132
Tamaño: 22×15 cm.
ISBN: 978-84-96013-67-4

Be Sociable, Share!

3 pensamientos en “Donde los Ángeles no se Atreven, de Allen Steele

  1. Apuntado queda. Aunque como dices el argumento lo hemos leído en otros libros y McKinnon parece recordar a Bill el héroe galáctico de Harry Harrison me ha llamado la atención tu comentario.

    Además tiene un precio bastante razonable.

    Un saludo!

  2. Yo recuerdo haber leído “Donde los ángeles no se atreven”, y aunque en líneas generales me llegó a entretener de forma razonable, dado el argumento, me quedé sorprendida con la pésima edición. Ya hace tiempo, pero creo que tenía hasta faltas de ortografía, y eso para mí es imperdonable en un libro.

  3. Pingback: Donde los ángeles no se atreven « Rescepto indablog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *