-EXCLUSIVA- Entrevista a Alberto Bermudez, autor de “Zoombi”.

Y seguimos con las entrevistas, mis queridos Lectores Ausentes.
Hoy nos acompaña nada mas y nada menos que Alberto Bermudez, autor de “Zoombi: El Apocalipsis con Denominacion de OrigeN”, al que tuve el placer de conocer en persona por Sant Jordi y del que debo decir que es un tipo divertido y con el que da gusto hablar.
Como es obvio, aprovechando la oportunidad le invitamos a participar en nuestro particular cuestionario, a lo que ha accedido encantado.
Os dejo con el y espero que os guste lo que nos ha contado:

1-AI -¿Quien es en realidad Alberto Bermudez?

AB -Un currante, un padre, un amigo… a quien un buen día le dio un puñetazo la suerte.

2-AI- ¿De donde viene tu aficion a la escritura ?

AB -Aquí sí que no queda más remedio que caer en el tópico de decir aquello de “siempre me ha gustado escribir”. El cambio para mí es haberlo hecho sobre una temática que desconocía totalmente. Quizás haya sido este el hecho por el que Zoombi haya sido publicada por Dolmen. La verdad es que me cuesta creer que alguien no tenga por ahí escondido pequeño manuscrito a medio terminar o no haya sentido la necesidad de escribir en algún momento de su vida, por alguna circunstancia.

3-AI -¿Que fue lo que te empujo a decidirte a escribir una novela y ademas ,de este subgenero en particular? ¿La decision de crear el blog fue una revelacion divina o simplemente insana curiosidad y por probar?

AB -La causalidad, el destino… en realidad un amigo, que me pidió escribir algo para su blog (www.almasoscuras.com) de películas de terror. “Por qué no escribes algún relato y lo colgamos en el blog…”, me dijo. Empecé… y Zoombi es el resultado. Después llegaron algunos mails de personas que se interesaron por el proceso de autoedición, y de ahí surgió la idea del Writing Off. En realidad fue simplemente eso. Pensé que quizás podría ayudar o animar a otros a que sacasen a la luz su manuscrito del fondo del escritorio. Mi experiencia podría servir para algo. A medida que escribía se me ocurrió que, por qué no, podría salir algo interesante. El punto de inflexión del texto fue la “aparición” de los personajes conductores de la historia (Jekyll y Hyde), después vinieron las reseñas de películas en el texto… En fin, que la cosa se complico hasta que, al final, me encontré con otra novela. Concebido con un “regalo” envié el texto, el 25 de Diciembre, a los compradores de la autoedición de Zoombi, y lo colgué en mi página web (www.zoombi.es). La sorpresa fue mayúscula al empezar a leer comentarios de gente que se había descargado el texto: les había gustado. A estas alturas casi cuatrocientas personas se han descargado el texto en cuestión… increible. El Writing Off es un texto casi imprescindible para “entender” Zoombi, y estoy seguro que a muchas personas puede darle pistas de cómo enfocar una autoedición o escribir una novela.

4-AI- ¿Tienes algún autor favorito? ¿Alguien a quien tengas como referente?

AB -No tengo uno en especial, dependiendo del momento emocional o las circunstancias que me rodeen elijo un tipo de lectura u otra. Intento leer de todo. Los cómics me encantan. Lo mismo leo un clásico de la literatura universal que el último best seller. Siempre he intentado dar prioridad a obras escritas en español. Seria injusto mencionar un autor… disculpa la evasiva. En la variedad está el gusto, y creo que leer cosas diferentes hace que tu obra se nutra de géneros que, a priori, no tienen nada que ver, y el resultado de toda esa mezcolanza puede hacer que tu propuesta pueda resultar interesante y destacar entre las demás.

5-AI- ¿Qué hace Alberto Bermudez cuando no escribe?

AB -Me gusta pasar el tiempo con los colegas, mi mujer y el “peque”… Todo el mundo me dice que aproveche a pasar mucho tiempo con él, que “crecen muy deprisa”, así que intento tenerlo presente. De todas maneras es complicado “desconectar” completamente, siempre tengo algo que me ronda la cabeza. La verdad es que no me paso las horas delante del ordenador escribiendo o arrugando hojas con párrafos que no me gusten y tirándolos a la papelera… Esa imagen tan cinematográfica, en mi caso, no se cumple para nada. Encontrar tiempo para escribir es muy complicado, la noche es tu aliada… aunque tampoco paso sueño por eso, sinceramente.

6-AI- ¿Cómo han sido tus inicios en el mundo editorial? Cuéntanos cómo fueron tus primeros pasos y cómo fue la experiencia.

AB -Puffff. La verdad es que los primeros pasos fueron los de la autoedición… después todo fue mucho más sencillo. Llevaba muy poco tiempo vendiendo la autoedición por la red cuando mandé la novela a Dolmen para ver si les interesaba. No tardaron mucho en contestarme con un “si quiero”, y a partir de ahí todo cambio radicalmente. Pasé de tener que controlarlo todo, a no preocuparme por nada, o por otras cuestiones totalmente diferentes. Ahora me llaman para ir a sesiones de firmas o mesas redondas donde se habla del libro o del género zombi en general, algo que me resulta absolutamente increíble. He pasado de plantarme en una de las librerías más importantes de Barcelona con el libro debajo del brazo para que le buscasen un sitio en algún lugar perdido entres sus estantes, a firmar ejemplares en esa misma librería en el día grande de los libros en Cataluña: Sant Jordi… y encima siendo uno de los más vendidos, junto con un monstruo como Los Caminantes… ¿se puede pedir algo más? Por si fuera poco Zoombi me ha dado la oportunidad de conocer a otros autores: Carlos Sisí, Cels Piñol, el propio Álvaro Fuentes, Vicente García, Sergi Llauguer, Alejandro Colucci (portadista de la línea Z), y a los autores de los relatos de la Antología Z… Qué puedo decir, aparte de que es alucinante.

7-AI- ¿En qué andas metido ahora? ¿Nos puedes decir cuáles son tus proyectos en este momento?

AB -Pues me alegra que me preguntes por esto… Resulta que a un pequeño crepúsculo de “inadaptados” se nos ha ocurrido la idea de poner en marcha una tienda on-line para amantes del género de terror:  www.damemiedo.com . En ella podréis encontrar un poquito de casi todo: pósters, litografías, camisetas, figuras, una línea bebé terrofífica… y algunas cosillas más. Son diseños exclusivos y muchos son obra de gente “anónima” con talento que hasta ahora no encontraba un hueco para darse a conocer. La tienda nace con la idea de dar una oportunidad a todos aquellos que tengan algo que ofrecer a los demás dentro del género: autoediciones de libros y cómics, diseños para camisetas, o cualquier otra idea que pueda resultar interesante.
A nivel literario no tengo proyectos inmediatos. Necesito descansar y tomar un poco de aire. Llevo un año agotador. Además, creo que no tengo nada más que contar. Quizás con el tiempo me anime con algo, nunca se sabe.

8-AI- ¿Cómo te ves… digamos… dentro de 5 años?

AB -No me veo en dentro de una semana… imagina. Es algo que me es imposible pensar. Si me lo preguntas hace 5 años podría haberte contestado algo así como “con mujer y con hijos”. Jamás te hubiera contestado: “escribiendo un libro”, te aseguro que no… Con el ritmo de vida que llevamos, con familia y demás obligaciones… plantearme qué será de mí dentro de cinco añazos es algo que se me escapa por completo. Como alternativa te puedo decir como me gustaría verme… la respuesta es simple: feliz. Virgencita virgencita…

9-AI- ¿ Cuál es tu opinion referente al panorama actual de la literatura de genero? ¿Crees que poco a poco vamos avanzando? ¿Piensas que tanto las editoriales como el público estan dandole por fin la importancia que se merece a estos generos nuestros (Fantasía, Terror y Ciencia Ficción), tan denostados hasta hace bien poco o por el contrario, sigue siendo catalogados como géneros minoritarios ?

AB -Creo que Dolmen ha roto esquemas. Que una editorial apueste por autores noveles nacionales es un soplo de aire fresco que vendrá muy bien al panorama literario español.
No me cabe duda que esto significará que el género del terror encuentre caminos nuevos que influenciarán en todos los demás géneros, no solo en el terror. Los títulos propuestos hasta el momento: Naturaleza Muerta, Los Caminantes, Apocalipsis Island y Zoombi, son un claro ejemplo de esa evolución del género zombi en particular. La Muerte Negra y Diario de un Zombi son dos nuevas perspectivas que a buen seguro contribuirán de alguna manera.
Desde luego, si no se da entrada a “sangre fresca” cualquier género tiende a estancarse o, como mínimo, esa evolución es más lenta, en este sentido Álvaro Fuentes (director de la línea Z) está “desencorsetando” el género. Creo que la importancia de la apuesta de Dolmen se valorará con el tiempo. También es cierto que las propuestas innovadoras, posiblemente, encuentren los típicos escollos: en el caso de Zoombi es probable que los más adeptos o puristas no acaben de encajar el humor dentro del género, pasa en la música, en la arquitectura… la literatura no iba a ser la excepción, aún así, otros agradecerán el cambio. Además, tendemos a comparar autores y obras, y a puntuarlo todo con nota: una manía que nos inculcan desde pequeñitos y que arrastramos durante toda nuestra vida. Se pone nota a los libros, a las películas… hasta puntuamos el físico o incluso los sentimientos, algo que puede ser muy perjudicial si no se hace de forma rigurosa y consciente.
La verdadera apuesta para con el género es de Dolmen, a partir de ahí, quien no se iba a apuntar al carro (sin que esto se interprete como un reproche).
Los lectores (muchos) nos movemos por las “modas”, el género zombi lo está (por las razones que sean), es normal que editoriales que no prestaban atención a estos títulos lo hagan sin miramientos. En cualquier caso, que se hable de literatura y se abra un debate acerca del tema, lo mire por donde lo mire, me parece positivo. El género seguirá teniendo lectores y títulos, de eso estoy seguro. También creo que esta es una gran oportunidad para que la gente descubra que la literatura fantástica o de terror es muy diferente a lo que piensan, detrás de una historia de zombis puede encontrarse una crítica social, política o de cualquier otro ámbito, exactamente igual que en cualquier otro género. Y que autores noveles (“noveles” en negrita y subrayado) tienen alternativas interesantes si se les da una oportunidad (“una oportunidad” en negrita y…).

10-AI- Si Alberto Bermudez no fuera escritor, ¿hubiera sido…?

AB -De verdad que no es falsa modestia, pero es que no soy escritor… no me canso de repetir que “he escrito un libro”, para mí es totalmente diferente. Hay muchas personas que lo son y no encuentran una oportunidad, me ruboriza pensar que a mí me tocó a la primera… En fin, me doy perfecta cuenta que he tenido mucha suerte. De todas formas, hoy en día hay otros caminos para que, quien quiera, pueda ver su obra hecha realidad, Zoombi es un la prueba palpable de ello: los 100 ejemplares de la autoedición se vendieron en un mes. Nadie me conocía y no sabían nada de la novela, aún así se vendió. Animo a todos los que tengan un texto escrito a que le busquen una salida, en el Writing Off lo explico con pelos y señales…

11-AI- A Alberto Bermudez le asusta……

AB -Muchas cosas… los zombis no son una de ellas. La verdad es que la vida es bastante acojonante de por sí. Si te paras a pensar todo lo que arrastras en tu vida… no harías la mitad de las cosas que acabas aceptando sin darle más vueltas: firmar una hipoteca, casarte, tener hijos… Un castillo de naipes que se mantiene que se mantiene en un sutil equilibrio, me asusta dejarme una puerta abierta y que una corriente de aire lo eche todo a perder… También soy un firme defensor de la idea de que las cosas, con trabajo y pasión, acaban saliendo, tarde o temprano.

12-AI- Por último… Cuéntanos cuál el el último libro que has leido, la última peli que has visto y el último cd que has escuchado.

AB -He releído Drácula, de Bram Stoker… más allá de hacer un análisis de la obra en sí, me he dado cuenta que nada ha tenido que ver esta lectura con la que hice en su momento. Combino las lecturas con algún cómic o novela gráfica (Nova-2 en este caso, creo que es la cuarta o quinta vez que lo… admiro).

La última peli: Shoot ´Em up (En el punto de mira), para que veáis que no paso el tiempo mirando pelis de zombis… aunque la anterior a ésta sí lo fue.

Cd: la verdad es que escucho música en Internet, no pongo un CD de un solista o grupo. En función de lo que me apetezca escuchar… selecciono. Rock and Roll, jazz, flamenco… son mis preferidas.

Muchas gracias por vuestro interés, ha sido un placer atenderos. Aprovecho la ocasión para mandar un abrazo a todos los seguidos del blog.

AI – Gracias ti por tu tiempo, Alberto… Un abrazo.

Zoombi: El apocalipsis zombi con denominación de origen, de Alberto Bermúdez.

 

Bienvenidos, mis queridos Lectores Ausentes…

Jueves por la tarde, penultimo dia de vacaciones para un servidor y seguimos con nuestras reseñas literarias, centrandonos en esta ocasion en una novela sobre la que, si he de ser sincero, no tenia demasiadas expectativas al principio y a la que una vez decidi a darle una oportunidad, reconozco que no solo me sorprendio de manera muy grata , si no que ademas, ha resultado ser una autentica delicia.

“Zoombi: El Apocalipsis Zombi con denominación de orígen”, de Alberto Bermudez,  podia parecer, a simple vista una mas de entre tantas historias que han surgido como setas, aprovechando el “boom” que ha generado este subgenero en nuestro pais. Pero nada mas alejado de la realidad.
Pese a que ha sido publicado por Dolmen el pasado mes de Marzo,”Zoombi” tiene ya un buen trecho a sus espaldas, ya que en un primer momento fue el propio Alberto quien decidio autoeditar su obra, con la intencion de darla a conocer. Gracias a internet y al boca-oreja , la calidad de la historia y su original punto de vista fueron ganando adeptos hasta que finalmente, en vista del exito, una editorial seria como Dolmen decidio hacerse con ella.

En “Zoombi”, el autor nos hace testigos de las aventuras de un pintoresco grupo de supervivientes, que autodenominandose a si mismos como “La Resistencia”,  intentaran no solo sobrevivir a la plaga, si no ademas limpiar su pueblo de podridos.
¿En formato tipo “Diario” y aun asi, original? Pues si. No tanto por lo que cuenta, si no en como lo hace.
La sonrisilla que me ha acompañado durante toda la lectura ( Digo sonrisilla: En ningun momento carcajada o similar, no os confundais) no me ha abandonado hasta que he cerrado el libro.

Me ha resultado fresca, novedosa, divertida…Una exquisitez, con las dosis justas de mala leche,  ironia, complicidad y gamberrismo, donde lo mas reseñable son los constantes guiños que se hacen al genero y a sus seguidores y sobretodo,  la construccion de los personajes: Unos individuos por los que nadie daria un duro y que resultan ser, con diferencia, lo mejor de la novela.

Al principio, me ha chocado un poco el hecho de que el autor utilice un lenguaje extremadamente pulcro, afectado y ostentoso,  pero es algo que en seguida comprendemos, dada la naturaleza del personaje narrador. Lo mismo ocurre con el recurso de los pies de pagina con las explicaciones, aunque como digo, inmediatamente se da uno cuenta de que solo es una referencia mas a la personalidad del protagonista ( reforzando la imagen que proyecta y su particular concepcion del mundo) y que a medida que se avanza en la lectura, se convierte en una parte de la descripcion de los personajes, que desde luego, son para darles de comer aparte….

Son varios los puntos que hacen que “Zoombi” sea una novela a destacar:
Los hechos transcurren en un pueblecito español, cuyo nombre desconocemos, pero en el que vemos reflejado a cualquiera de los que forman nuestra España mas Cañí, lo que determina de forma evidente la atmosfera folclorica y castiza que se respira en la narracion. “Spain is different” y eso lo sabemos todos. Eso se hace patente en la forma de hablar y de comportarse de los personajes, en su peculiar manera de ver lo que sucede y enfrentarse a ello.

Este es sin duda el bocado mas sabroso de esta lectura: El ver desfilar ante nosotros a una panda de individuos en los que vemos reflejada, quiza de manera algo exagerada ( aunque no mucho, la verdad), a la fauna autoctona de nuestro pais: Donovan y Serpiente son dos coleguillas porreros, unos pintas de cuidado,  pero en el fondo, buena gente. Trancos, un poli local, es el tipico chaval sanote, majete y al que todas las madres querrian tener como yerno. Una pareja de ancianos, un viejo cascarrabias y una beata sumisa, a los que conoceremos como El Cid y Agustina. Tambien esta Julieta,  la ex-, de la cual todavia seguimos colgados, aunque ella pasa de nosotros como de la mierda. Y por fin, a nuestro heroe y narrador: Un frikazo, en mayusculas. Egolatra, amanerado y pedante sin remision, Kirk es un iluminado, un tio repelente obsesionado por ser el Elegido para salvar el pueblo, la patria y si me apuras, el mundo entero… Esta convencido de que  solo el  puede liderar la Resistencia ante la amenaza zombie. Un gafapasta cuya vida ha sido dedicada a un unico objetivo: El estar preparado para este momento y alcanzar la inmortalidad en los libros de historia como el libertador de la raza humana. Aun asi, con todos esos defectos, se hace querer y lo que resulta mas divertido: Muchos, a su pesar, se identificaran en mayor o menor medida con semejante elemento, incluido un servidor.

La novela hace gala de un gran sentido del humor, en el que podremos disfrutar desde la ironia mas sutil y refinada al absurdo mas delirante, presente tanto en los dialogos de los personajes como en algunas de sus decisiones, actos y consecuencias.

Alberto Bermudez ha logrado sacarse de la manga una historia diferente, donde con muchisimo acierto y en la medida justa, ha sabido mezclar zombies, amor, frikismo, mala leche y socarroneria, con la unica intencion de ofrecernos una suerte de homenaje, de guiño a todos los amantes del genero y con un particular sabor que se agradece.

Yo por mi parte, no puedo hacer otra cosa que recomendarla. En un mercado saturado por docenas de novelas sobre zombies, donde resulta tan y tan dificil encontrar algo de innovacion, Alberto lo ha conseguido y ademas, con un resultado excelente.
Os aconsejo que le echeis un vistazo a su pagina, donde encontrareis el “writing off” que el autor ha incluido y que resulta sorprendentemente revelador. En el, Alberto nos detalla la aventura de escribir la novela y nos sumerge en el “desconocido y asombroso mundo de la autoedicion”, ademas de otras cositas muy interesantes que os gustaran.

Alberto Bermúdez Ortiz
Zoombi: El apocalipsis zombi con denominación de origen
ISBN: 978-84-937544-1-9
296 páginas.
PVP: 16,95 €