Las Puertas de Anubis, de Tim Powers

Buenas tardes, mis queridos Lectores Ausentes.

lpdaHoy venimos con Las Puertas de Anubis, de mi idolatrado Tim Powers, uno de esos títulos imprescindibles que cualquier aficionado al género debería tener en su biblioteca y que ha sido reeditada por Gigamesh en su colección Omnium.

Brendan Doyle, un profesor de literatura especializado en el romanticismo inglés, es invitado a dar una conferencia sobre Coleridge y a viajar al Londres de 1810 para encontrarse con él. Pero su viaje se complica de forma inesperada y acaba varado en el pasado, prisionero de una compleja red de intrigas que transforman su vida en una pesadilla. Las puertas de Anubis, verdadera obra de culto de la fantasía, es una de las historias de viajes en el tiempo más elegantes jamás contadas, así como una prodigiosa novela de aventuras repleta de acción, imágenes inolvidables y continuos destellos de un finísimo sentido del humor.

Los viajes en el tiempo han sido siempre uno de esos temas que fascinan a los amantes del fantástico y buena muestra de ello es el innegable éxito que ha tenido esa pequeña joyita que es El Ministerio del Tiempo, serie española que ha creado un fenómeno fan sin precedentes y que le debe muchísimo a la obra que tenemos entre manos.

En Las Puertas de Anubis, Tim Powers  nos propone un viaje al pasado en el que nada sale como se esperaba, con esa fórmula que tan bien le funciona como es mezclar rigor histórico, escenarios reales y personajes reconocidos de la época con la magia más oscura y ancestral. Y siempre esa suerte de ejercicio metaliterario que es ya inherente en sus historias, en esta ocasión de un modo más evidente todavía.

Brendan Doyle, nuestro protagonista, es un profesor de literatura inglesa que se embarcará en una inesperada aventura en la que se suponía iba a conocer  a uno de sus autores románticos más admirados,  Samuel Taylor Coleridge . Lo que desconoce es que en realidad, va a ser víctima de un complot por parte de alguien que quiere cambiar el curso de la historia y que para ello, se valdrá de antiguos y oscuros poderes para traer de vuelta a los viejos dioses. Doyle se verá atrapado en una época que no le corresponde y va a conocer de primera mano ese Londres victoriano del que hablaba en sus clases, con sus maravillas y sus miserias.

Y es ahí, en la elaboración de ese Londres  decimonónico  donde Powers lo borda, aunque eso es algo que ya sabíamos. La descripción de la ciudad, de sus gentes, de sus callejones y tugurios, de sus claroscuros, de su faceta más deprimente y miserable, donde solo los oportunistas y los pillos logran sobrevivir.

lpda1Como en Gangs of New York, salvando las distancias, veremos como esos pequeños grupos de rateros, pordioseros y criminales se unen en bandas, casi hermandades, tomando el control de las distintas zonas  de la ciudad, rapiñando y creciendo  mientras mantienen las distancias con la competencia, en una guerra encubierta.  Esas bandas, son aquí retratadas con acierto y se convierten en un elemento fundamental para conocer la realidad de una metrópolis demasiadas veces idealizada. Con innegables reminiscencias a Dickens cuando se trata de conocer los laberínticos empedrados de la ciudad, de sus callejuelas más estrechas, sus alcantarillas, tejados, muelles y cementerios,los abusos de la ley y el ingenio de los mendigos y delincuentes, así como sus peculiares reglas y sentido del honor, resulta una verdadera delicia sentirse transportado a ese lugar, en ese momento. Personajes bien construidos y con carisma, que he de decir que en algún momento me han parecido mucho más interesantes que el propio héroe y que merecían tomar más protagonismo o incluso ser aprovechados para nuevas historias. Me ha fascinado como el autor se vale de ellos para tejer ambos aspectos: La realidad más cotidiana y el elemento terrorífico, a través de algunos de sus miembros. Criaturas con rasgos humanos, pero que son verdaderos monstruos, seres aterradores, figurados o reales.  Lo que en principio podría parecer casi una caricatura (el ejemplo más evidente es el de cierto payaso titiritero que después se muestra como un autentico monstruo o  esas pálidas y deformes criaturas, espectros femeninos habitantes del submundo, bajo los cimientos de la ciudad), dota a la lectura del mejor horror gótico, aunque a la vez también de una pátina de sutil e inteligente sentido del humor, que casa a la perfección con el tono de la novela. Es difícil conjugar esos distintos aspectos (el costumbrismo de la época, el terror y el humor), pero Powers lo logra sin aparente esfuerzo. Y la magia, el elemento paranormal, como excusa, como causa y como herramienta para contarnos las andanzas de un pobre diablo que al final, irónicamente si cumplirá su sueño, aunque no del modo que creía.

Desde el misticismo del Antiguo Egipto a nuestros tiempos, pasando por magos, doppelgängers  y maquiavélicas confabulaciones e intrigas, acecha la eterna pregunta sobre si el destino está ya escrito o podemos cambiar las cosas, si acaso somos nosotros quienes lo escribimos con nuestros actos y decisiones.Esos son los ingredientes de una maravillosa aventura que solo puedo recomendar a todo el que me pregunte. La considero una obra imprescindible.

Por cierto: Los Beatles molan. Y la pedazo ilustración de cubierta del maestro Corominas, todavía más…

 

Las puertas de Anubis

Tim Powers

Editorial: Gigamesh

Páginas: 439 pág.

PVP: 8 euros (Ómnium)

 

.

La Fuerza de su Mirada, de Tim Powers

Buenos días, mis queridos Lectores Ausentes.

PPP2Hoy regresamos con una nueva reseña de una novela de Tim Powers, autor al que idolatro y con el que estoy disfrutando  de manera especial. Si en anteriores entradas ya os hablé de Ocúltame entre las Tumbas y de Tiempo de Sembrar Piedras,  hoy tocaba ponernos al día con La Fuerza de su Mirada, la novela que inicia  esa peculiar revisión del mito vampírico en la que Powers une mitología y arte, dando esa visión tan oscura y seductora, y convirtiendo a esas criaturas ancestrales en algo todavía más complejo, exquisito, terrible y adictivo, ya que su influjo sobre los protagonistas es tal, que saca (aunque parezca contradictorio), lo mejor de sí mismos y de su capacidad creativa, a pesar de consumirlos y no dejar de ellos más que una sombra gris, apagada y consciente de su propia autodestrucción. El precio a pagar es alto, pero acaso la trascendencia valga la pena… Ni siquiera los propios protagonistas de esta historia, por mucho que lo intenten, podrían negar la fascinación que producen estos seres, su poder, el cómo logran colmar esa necesidad, aún cuando sepamos que nos estamos condenando por ello.

El doctor Michael Crawford se hospeda en una posada inglesa de camino hacia su boda. Ebrio en medio de una tormenta y temeroso de perder el anillo con el que desposará a su prometida, lo coloca en el dedo de una estatua para recogerlo más tarde. Durante la noche despierta sobresaltado y recuerda dónde lo ha dejado; cuando sale a buscarlo descubre que la estatua no está. Aunque aún no lo sabe, Crawford ya se ha casado… 

La fuerza de su mirada es la obra más elaborada y satisfactoria de Powers. Conjuga de forma impecable la ambientación histórica, biografías apócrifas de Byron, Shelley y Keats, y una increíble reelaboración de los mitos fantásticos más arraigados en la cultura popular. Nephelim, lamias y otros seres de longevidad extraordinaria pueblan una novela única y maravillosa en la que se mezclan acción, erotismo, drama y humor.”

La baza con la que juega Powers y que ya conocemos, el mezclar sucesos y personajes reales en una historia fantástica, funciona a la perfección. Es por eso que tras este primer título, sus secuelas siguen manteniendo esa fuerza y ese toque tan especial, incluso mejorado. El autor consigue con La Fuerza de su Mirada crear una “realidad” tan tangible, tan creíble, que no resulta difícil sentirse fascinado por el embrujo.

La fuerza de su mirada, de nuevo recuperada por la editorial Gigamesh y con una maravillosa portada de Corominas, juega con acierto con esos elementos que comentaba antes: Un escenario victoriano recreado a la perfección, la utilización de un velo trágico y fatalista que nos acompaña durante toda la obra, esa ambientación gótica, que genera una atmósfera tan decadente sin perder ni un ápice de elegancia. La presencia de grandes artistas y personajes tan extraordinarios como Lord Byron, Polidori, Keats o los Shelley;  y por último, los vampiros, alejados de la imagen tradicional que tenemos de ellos, mucho más complejos, atávicos y terribles. Bellos de una forma que va más allá de la estética y los adjetivos. Seres complejos, crueles, amantes perversos y a la vez, absurdamente generosos. Posesivos de manera enfermiza. Lámias, Súcubos, Nephilim.

Es vidente el coqueteo de Powers con la metaliteratura, pero incluso más allá de eso,  lo que realmente me fascina es como se desenvuelve a la hora de introducir el mito dentro de lo real. O quizás sea al revés: El  lograr que personajes y toda una época dancen bajo la melodía dictada por estas ancestrales criaturas.

PPP1Hay mucho que decir sobre esta obra. En cierto modo, no deja de ser una especie de ensayo encubierto sobre la literatura y la esencia misma de la poesía, sobre el arte, sobre el ejercicio de crear y lo que ello supone. Personajes atormentados por los Nephilim, pero que en realidad ya lo estaban antes por sus propios demonios internos y por esa necesidad cuasi vital de mostrar que hay en su interior y de trascender. Me atrevería a decir que los personajes buscan ser condenados, ansían ser sometidos, incluso antes de comprender que es lo que ocurre y a que se enfrentan. Predispuestos de antemano a ser vaciados, siempre que su obra, aquello que quieren dejar como legado, vea la luz. El arte, en su  más ínfima y pura esencia, el talento como un don que se anhela, el amor como algo intangible y contradictorio, absurdo y despiadado, no es algo exclusivo del ser humano, aunque sea todavía más incomprensible y cruel cuando se mezcla con otras emociones que no somos capaces de concebir.

En definitiva, una novela excelente, como lo fue después Ocúltame entre las Tumbas. Poco más puedo decir, salvo que Powers me tiene ganado. Aventuras, terror, arte… Con clase y sobriedad, un toque a veces un tanto bizarro y grotesco, pero siempre con una elegancia y un estilo impecable. Si no habéis leído al autor, no sé a qué demonios estáis esperando….

 

La Fuerza de su Mirada

Tim Powers

Editorial: Ediciones Gigamesh

ISBN: 9788416035274

Páginas: 480 pág.

PVP: 24€

 

Tiempo de Sembrar Piedras, de Tim Powers

 Buenos días, mis queridos Lectores Ausentes.

tdsp1Hoy venimos con una antología a la que le tenía yo muchas ganas. Nada más y nada menos que Tiempo de Sembrar Piedras, de este señor al que todos conocéis y que personalmente, me tiene cautivado, tanto con su estilo único e inimitable, como por las historias que se saca de la manga. Tim Powers  tiene mucho talento. Yo diría que puro oficio y entiendo que después de tras casi cuatro décadas dedicándose al arte de contar  historias, se le considere un referente, un pope entre los más destacados autores del género fantástico.

Gracias a Ediciones Gigamesh, los lectores estamos de enhorabuena y hemos podido disfrutar de varias obras del autor en los últimos meses. Tras el buen sabor de boca que me dejó  Ocúltame entre las Tumbas, toca dejar a un lado  el terror gótico y la mitología más oscura para adentrarnos en otra de las vertientes que Powers ha cultivado, que es el relato corto, coqueteando con la ciencia ficción y otras historias más o menos terroríficas, pero desde una perspectiva más cercana a su tiempo, jugando a crear el caos y el desconcierto en medio de lo cotidiano. La irrupción de lo imposible, de lo absurdo, de lo fantástico en medio de  lo ordinario, de lo conocido, de lo normal, supone llevar a sus protagonistas al delirio, a sentirse tan perdidos y desorientados como lo estaríamos nosotros, incapaces de entender qué demonios está pasando y viéndose obligados a tomar decisiones sin tener ni idea de cuales van a ser las consecuencias de ello, empujados por unas circunstancias que o bien los sobrepasan, o bien se convierten en oportunidades imposibles que quizás haya que aprovechar.

Tim Powers tiene una forma de narra que me fascina. Tanto su prosa como la forma en que nos presenta la historia y a los personajes, en como desarrolla la trama, en cómo nos plantea los hechos y las incógnitas que los envuelven,  su particular visión del mundo que nos rodea y su forma manera de compartirlo, jugando con nosotros de manera sutil, directa, sin perderse en detalles irrelevantes, directo a romper esquemas y con apenas cuatro pinceladas, es magistral.

A continuación, una breve descripción de los relatos que componen este recopilatorio:

-En Dondequiera que se oculten: ¿Qué harías si pudieras viajar en el tiempo a lo largo de tu propia vida?  Powers nos  recordará que el infierno está lleno de gente con buenas intenciones  y que el cambiar el pasado (y por ende, el presente y el futuro), no es una buena idea y que lo que ocurre, lo que es, tiene su razón de ser. Interesante comprobar como hasta los sucesos más terribles, trágicos o lamentables a veces son un mal menor,  e incluso necesarios para evitar algo todavía peor.

-Un alma embotellada: El poder de la palabra. El arte de contar historias, de darles forma, de insuflarles vida, lo que ello implica. Vemos que es un tema recurrente en la bibliografía del autor y  su pasión por la literatura, la poesía y los clásicos americanos. Los fantasmas y  El amor pueden ser inmortales, imperecederos, perdurar por toda la eternidad,  sea como una emoción, un sentimiento, un recuerdo o un texto escrito.

-El camino de bajada: Una suerte de vampiros del alma, que reemplazan su cuerpo por el de recién nacidos para vivir encarnándose una y otra vez. Un clan enfermo, corrupto, pura decadencia de raza, que más que vivir cada nueva vida, tan solo sobrevive, sin un motivo, sin una causa, sin otra razón que perdurar, aunque el hastío y la simple obsesión por perpetuarse para siempre guíen su fría y vacua existencia.   ¿Para qué seguir existiendo, si no hay un objetivo, una razón?

-El reparador de biblias: Tuve oportunidad de leer este relato hace ya algún  tiempo, gracias a esa pequeña joya que editó en su momento Gigamesh y que reunía este y otros relatos del autor, y mi opinión sigue siendo la misma que la de entonces.  Una jodida maravilla, en la que  se mezcla religión, superstición y oscurantismo popular para crear una historia de culpa y redención.

-Salvación y destrucción: Un cazador de libros antiguos, descatalogados y ediciones extrañas se topará con un antiguo poema sumerio que según dice la leyenda, enloquece a quien intenta traducirlo y que podría llevar al ser humano a su extinción. Con ciertas reminiscencias a los Mitos creados por Lovecraft, el autor regresa de nuevo a esa fascinación por los poetas malditos.

-Tiempo de sembrar piedras: Más que un  relato, estamos ante una novela corta, que aparte de darle título a la antología, supone una especie de puente entre  La Fuerza de Su Mirada y Ocúltame entre las Tumbas, las dos novelas en las que Powers le da un giro de tuerca a la figura del  vampírico , buceando en las viejas tradiciones y mitos, en los que lamias, súcubos e incubus, Nephilims y otras representaciones de  distintas tradiciones y ritos, conforman la verdadera naturaleza del monstruo. En esta ocasión, el protagonismo recae sobre un viejo conocido, Edward Trelawny, aventurero, mercenario, pirata y asesino, que se enfrentará a la amenaza sobrenatural  que suponen estas antiguas criaturas, cuya atención sigue fijada sobre la familia Shelley y el propio Lord Byron.

tdsp2Como veis, estamos ante un recopilatorio la mar de completo e interesante. Una lectura ligera, pero intensa y que nos muestra la capacidad de Powers para cambiar de registro, siempre manteniendo ese particular estilo que hacen de todas sus obras auténticas maravillas. Su forma de entender el género fantástico, su manera de plasmar aquello que crea en su mente, lleva de manera inherente ese sello característico del autor, ese toque un tanto melancólico, fatalista, evocador y trágico que tanto nos gusta.

Mención especial a la maravillosa portada de Enrique Corominas, que como siempre, además de captar la esencia misma del espíritu de la obra, nos deleita con una imagen bellísima, con fuerza y cargada de simbolismo.

 En definitiva, una obra muy recomendable tanto para sus seguidores como para aquellos que no lo han leído nunca y quietan descubrir al autor.

 

Tiempo de sembrar piedras

Tim Powers

Editorial: Ediciones Gigamesh

ISBN: 9788416035267

Páginas: 208 pág.

PVP: 16 €

 

 

.

Ocúltame entre las tumbas, de Tim Powers

Buenas noches,  mis queridos Lectores Ausentes.

timpo2Hoy venimos con una verdadera joya, un título que no debería faltar en ninguna biblioteca que se precie y que nos trae de vuelta el mito del vampiro, desde una perspectiva diferente,  mostrándonos a una  criatura compleja y mucho más aterradora a la que estamos acostumbrados.  Los mordiscos en el cuello parecen algo vulgar, casi de mal gusto, en comparación con el perverso y cautivador modo en que  esta versión del vampiro juega con nosotros y nuestros sentimientos, dominando nuestra mente y nuestros actos, haciendo de sus victimas esclavos dependientes que ansían su favor, para terminar poseyéndolos por completo.  Creado tomando referencias de distintos mitos, leyendas y supersticiones ya olvidadas, y otorgándole unos dones que lo hacen más etéreo que material,  casi fantasmal, pero cuya malévola influencia resulta más poderosa  y letal que nunca.

Estoy hablando de Ocúltame entre las tumbas, de Tim Powers, quien recupera para nosotros lo que se inició con La Fuerza de su mirada y lo hace con esa forma de narrar tan fascinante y perturbadora que  esperábamos.

El retomar las viejas tradiciones, la religión, mitos arcaicos y paganos, junto a la superchería popular,  construyendo un imaginario tan complejo y exquisito, es uno de los puntos más curiosos e interesantes de la historia.

Si en La Fuerza de su Mirada se nos presentaba a un elenco de personajes  como son Lord Byron, Shelley, Keats y Polidori, encarnando el grupo de desdichados que se vieron bajo el influjo de la criatura y  a un Michael Crawford como protagonista enfrentándose al Mal que se cernía sobre ellos, en esta ocasión conoceremos a John Crawford,  quien se verá obligado a seguir los pasos de su padre ante el retorno de un ser que no descansa ni olvida. Uniendo fuerzas con otro grupo de artistas  y reconocidos personajes victorianos -como la familia Rosseti (sobrinos de Polidori y sobre los cuales parece recaer el ponzoñoso legado de su tío), el Sr. Trelawny (aventurero, asesino y cazador de criaturas) y la señorita Adelaide McKee, prostituta redimida y dispuesta a recuperar a su hija a cualquier precio-, descubrirán que no se enfrentan tan solo al regreso de Polidori, sino que otra criatura reclama también su lugar y su sangre.

Este peculiar grupo se las verá con algo mucho más complejo de lo que jamás pudieron imaginar y pese a los continuos desencuentros,  no les quedará más remedio que colaborar, asumiendo como propios los intereses de cada uno,  para evitar que Londres sea destruida por completo.

 TIMPODescripciones tan logradas que consiguen sumergirnos en el corazón de la ciudad. Sus calles, sus edificios, el rio (casi un personaje más de la historia), los claustrofóbicos túneles que recorren el subsuelo, los tejados…. La ambientación es insuperable en todos los sentidos. Ese Londres gótico, oscuro y amenazador, supersticioso y miserable, resulta tan creíble que nos da la sensación de estar paseando por él.  La atmósfera recreada cala hondo en el ánimo del lector, que se ve contagiado de esa desazón, de ese gris plomizo, de esa inquietud y de esa sensación de fatalidad que arrastran consigo los personajes. Terror gótico con tintes de thriller, que juega a su vez con elementos tan dispares como la metaliteratura y el arte, para incidir sobre las debilidades humanas y sobre la necesidad vital del acto de la creación, así como del ansia de reconocimiento, algo que supone el mayor punto débil del grupo de héroes, quienes una vez han catado el éxito que se les ofrece si acceden a sucumbir ante  el hechizo de las criaturas, parecen incapaces de renunciar a él.

El arte, como reflejo del alma humana, de sus pasiones, de sus miedos, de sus anhelos. ¿Qué precio estarías dispuesto a pagar por cumplir tus sueños, por ser admirado y reconocido, por alcanzar la gloria? La poesía, como vínculo, como herramienta, como único lenguaje capaz de reflejar aquello que somos, que sentimos, que ocultamos. El amor, en ocasiones la fuerza más pura, limpia y brillante. En otras, embrutecido y desvirtuado, convertido en una trampa, en una mentira con la que manipular y corromper, en una forma de dominación.

 Creo que  de este modo se podría resumir lo que el lector hallará en la novela. Hay lugar para mucho más, pero estoy convencido de que ha de ser uno mismo quien se embarque en la aventura y descubra por su cuenta todo aquello que tiene cabida en ella.  Y puedo afirmar sin miedo que lo vais a disfrutar.

 

Ocúltame entre las tumbas

Tim Powers

Editorial: Gigamesh

ISBN: 9788416035281

Páginas: 448 pág.

PVP: 24€

 

 

 

CONCURSO: Ocúltame entre las tumbas. GIGAMESH Y TIM POWERS.

concurso gigaBuenas tardes, amiguitos. Si, lo habéis leído bien. Ediciones Gigamesh y el Athnecdotario Incoherente sorteamos un ejemplar exclusivo de la nueva novela del gran Tim Powers: Ocúltame entre las tumbas, título que saldrá a la venta este próximo mes de Octubre.

El ejemplar es una joya de coleccionista. De edición limitada y firmado por el autor. Para optar a él, lo tienes muy fácil: Solo tienes que hacer un comentario en esta entrada, dejándonos tu EPITAFIO. Divertido, trascendental, místico… Lo que quieras.

Tienes tiempo hasta el próximo jueves, día 21 de Agosto, a las 22:00h. Una hora después, conoceremos el nombre del ganador, que recibirá en pocos días y en su domicilio semejante trofeo, convirtiéndose de este modo en la envidia de todos.

¿A que esperas? Venga, échale imaginación y envíanos tu última frase, ese texto que acompañará tu lápida por toda la eternidad….

.

Crónica de la presentación de Tim Powers en Gigamesh.

Un reportaje de Jorge Herrero.

 

unnamedEl pasado lunes día cuatro de Agosto, a las doce del mediodía,  tuvo lugar en la emblemática librería barcelonesa Gigamesh un gran evento: La  visita y la charla para blogs especializados  del popular escritor norteamericano Tim Powers, autor de libros como Las puertas de Anubis, La fuerza de su mirada o Esencia Oscura, entre algunos de sus títulos más conocidos.

Coincidiendo con su visita también se presentaron las dos últimas novedades de este autor, de próxima publicación por parte de la editorial Gigamesh: Tiempo de sembrar piedras, una antología que recoge seis de los mejores relatos de Powers, y que tiene la peculiaridad de que solo saldrá en España. La otra novedad es la esperada secuela de uno de sus mejores títulos, La fuerza de su mirada, y que lleva por título Ocúltame entre las tumbas.

La presentación duró algo más de una hora y cuarto y en la que el autor contó varias anécdotas sobre sus dos nuevos títulos, en especial sobre Ocúltame entre las tumbas, de la que explicó las fuentes en las que se basó para escribir esta novela, una de ellas fue la historia de los sobrinos de John Polidori, Christina y Dante Gabriel Rossetti. Es de todos sabidos que Powers no es un autor muy prolífico ya que se toma su tiempo para documentarse para sus novelas, lo que le suele llevar bastante tiempo, detalle que explicó  en la presentación en la que también dijo que es la parte que más le gusta a la hora de escribir sus historias.

unnamed2Los asistentes a la presentación le hicieron varias preguntas a las que contestó de una manera muy amena y con bastante humor, lo que ayudó mucho a la hora de conectar  con sus seguidores, demostrando que es un autor muy cercano y que sabe cómo ganarse a su público.

Una de las preguntas fue que si se había planteado hacer una continuación de una de sus novelas más importantes: Las puertas de Anubis, a lo que contestó que no tenía previsto hacerla, pero que tenía un relato escrito ambientado en esa época, concretamente antes de los hechos que suceden en dicho libro.

Sobre la antología de Tiempo de sembrar piedras, contó que estaba muy contento de que se haya publicado,  ya que en la actualidad no hay en el mercado americano ninguna recopilación de sus relatos -faceta en la que no se suele prodigar mucho-, y que los relatos incluidos en ella son los mejores que ha escrito en su ya dilatada trayectoria.

unnamed1La presentación concluyó con una sesión de fotos y firmas, de las que un servidor salió con una foto con el autor y Las puertas de Anubis firmado y dedicado. En definitiva una sesión muy amena, divertida y donde Tim Powers demostró porque es uno de los autores más importantes dentro del género fantástico y de la ciencia ficción.

 .