Hijos del hielo, de David Jasso

Buenas tardes, mis queridos Lectores Ausentes.
 Hoy venimos con Hijos del Hielo, de David Jasso, una novela corta publicada en la colección Pequeño Formato de Cazador de Ratas. Solo puedo decir que me ha encantado. Es triste, dura y perversa. Un drama costumbrista con tintes paranormales, en el que las propias miserias humanas, los impulsos incontrolables, los deseos inconfesables, la culpa y la venganza son tanto más terribles que cualquier cosa que podamos imaginar.
 .
 En los inicios del S.XX, en los albores de la industrialización, el negocio de la producción de hielo natural en Fuendetodos se encuentra sumido en una grave crisis de la que, resulta evidente, ya no podrá salir. En ese entorno, Manuel, un trabajador de los neverones, pierde a su esposa y se queda solo con dos niños pequeños. Eliseo, su patrón, y la esposa de este se ofrecen a ayudarle en su complicada situación familiar. Pronto surgirá un complicado entramado de relaciones y de sentimientos que dirigirá a los implicados hacia un destino cruel y doloroso. Una historia de amor, dolor, venganza y terror que trasciende el tiempo y el espacio y que descubre el frío que habita en todos los corazones.

El elemento sobrenatural aparece casi al final y tiene una gran presencia, pero incluso sin él, la obra funcionaría y nos dejaría el mismo mal cuerpo.
El frio, como un personaje más, nos invade y asistimos horrorizados a unos sucesos que aun siendo previsibles, nos tienen con los nervios de punta y las emociones a flor de piel. Sabemos lo que va a ocurrir y eso es lo más terrible, la angustia al saber que nada puede evitar que suceda, que todo es inútil para escapar de ese fatal destino fijado de antemano y ser testigos impotentes ante tamaña crueldad. Esa segunda parte, un añadido a la historia principal y semejante a un epílogo largo y elaborado, no hace más que terminar de dejarnos jodidos y es ahí cuando tirando del recurso paranormal clásico, Jasso cierra la historia dejándonos todavía más hechos polvo por completo.

Para rematar, la nota del autor, donde explica de donde se sacó esta historia y casi que con ella, tenemos un tercer cuento en el libro, como si de otra parte, breve pero intensa, se tratase. Que grande es este tío y que bien escribe, el jodio

Muy, muy recomendable.

 

Hijos del hielo.

David Jasso.

Editorial: Cazador de ratas

ISBN:978-84-947066-4-6

Páginas: 192 pág.

PVP: 8,50€

 

Vienen cuando hace frío, de Carlos Sisí

Buenas tardes/noches, mis queridos Lectores Ausentes…

Pues que me acabo de ventilar esta misma mañana Vienen Cuando Hace Frío, de Carlos Sisí y así tal cuál, en caliente, solo puedo decir que me lo he pasado como un jodido enano.

La crisis económica azota Estados Unidos. Joe Harper acaba de perder su empleo y decide abandonar Baltimore y mudarse a la cabaña que su abuelo, el mítico Cerón Harper, le dejó en herencia cerca de Sulphur Creek, en las montañas de Canadá. Es un lugar remoto y aislado, al lado de un parque natural, ideal para vivir con poco dinero mientras espera a que todo mejore. Para su sorpresa, pronto descubre que Sulphur Creek se vacía durante los duros meses de invierno. Con cualquier excusa, los lugareños abandonan el pueblo para mudarse temporalmente. Un hecho curioso, que Joe atribuye a las extremas temperaturas, pero que parece adquirir otro significado cuando uno de sus vecinos le susurra: «No pase aquí el invierno. Ellos vienen. Vienen cuando hace frío».

Me repatean esas afirmaciones tan gastadas de “fulano es el Stephen King español” y desde luego, Carlos no es King ni maldita falta que le hace. Sisí tiene su estilo propio, su sello reconocible y que define por si mismo sus obras al punto de decir cuando lees algo suyo aquello de: “Si, esto es de Carlos, sin duda“. Pero he de reconocer que en esta ocasión y sin que sirva de precedente, solo expuesto como algo anecdótico y siempre según mis impresiones, la verdad es que una vez pasada la última página, me ha venido a la cabeza una referencia, tanto a nivel narrativo como estilístico. Una de las obras del Maestro de Maine: Desesperación.

Más allá de buscar similitudes ni buscarle parecidos, es la propia narración en sí, tanto por su ritmo como por su forma y por su prosa, así como unos pocos elementos comunes que coinciden, que mi cerebro ha hecho esa conexión involuntaria y de la que he sido consciente sin venir a cuento.

Dejando esa asociación personal y sin fundamento alguno más allá de mi propia percepción, he de decir que Vienen cuando hace frío me ha parecido una jodida delicia. Un caramelito. Una chuchería, una pastilla de chocolate, dulce e intenso, que se deshace en la boca dejando ese regusto tan especial, que hace que sonriamos.

Ágil, muy fluida, con un ritmo siempre acertado y adaptándose a las necesidades que en cada momento requiere la narración, me ha hechizado ya desde las primeras paginas, trasladándome por completo a la historia, metiéndome en la trama y desconectándome del mundo real.

Un excelente tratamiento de los personajes ( pocos, pero más de lo que pensaba en un principio y además, más complejos de lo que pudiera parecer a priori), haciendo que empaticemos con un tipo que en un primer momento, no tiene nada que ver con nosotros y todo ello en un escenario que, a pesar de parecer recurrente dentro del género de terror, no tarda en darnos más de una sorpresa . O varias.

Diría que hay tres partes diferenciadas en la novela, aunque no sea algo especificado por el autor, sino por el propio devenir de los acontecimientos y la atmósfera que se respira en cada una de ellas, que hace que el lector sea consciente de esa evolución.
Muy bien escrita, atreviéndose a probar cosas nuevas y saliendo, de alguna manera que no sé bien cómo explicar, de su zona de confort, Carlos nos trae una historia de terror que va a más y más; y que no se queda solo en eso, sino que se arriesga a ir un paso más allá, por unos derroteros que sin abandonar el género, si se adentran en otras fórmulas del fantástico que, al menos a mi, me han encantado. Ya sabéis de mis gustos personales y cual de las facetas del mismo es la que más me apasiona, así que ahí lo dejo. Me atrevería a decir que esta novela se sitúa por méritos propios, aunque de forma inesperada, entre las tres mejores obras del autor.

No me enrollo más. Solo decir que la he disfrutado muchísimo, que se me ha hecho corta, pero siendo una experiencia muy, muy intensa. Que Sisí demuestra que aprende constantemente en su trabajo como autor, sorprendiéndonos con nuevas herramientas, registros,  recursos y trucos de magia del oficio de escribir, cosas chulas en cada nuevo proyecto que nos presenta y eso se nota a nivel de calidad literaria. Y que a pesar de todo, Carlos es de los que ve el vaso medio lleno, por jodidas que nos vayan las cosas a todos los niveles, sea en la ficción o en el mundo real, aunque no lo merezcamos.

Muy, muy, muy recomendable. Tardáis en poneros con ella.

 

Vienen cuando hace frío

Carlos Sisí

Editorial: Insólita

ISBN: 978-84-947020-2-0

PVP: 18,27€

 

La opinión de Soraya: Las tres niñas brujas, de Simón León.

Por Soraya Murillo

Cada noche, nuestro escritor baja al sótano donde tiene su máquina de escribir. Él no le tiene miedo al síndrome de la página en blanco. No, él tiene tres musas, tres niñas brujas que en realidad son muy viejas, mucho.

Ante su pregunta:

—¿Qué tienen para mí esta noche?

Ellas le responderán:

—Una historia de aparecidos…

—Una historia de monstruos…

—Una historia de muerte…

Lo que leeremos serán seis relatos de las niñas brujas y dos interludios, terminando con una pequeña biografía de su autor.

Normalmente suelo empezar resumiendo las historias que leo, pero esta vez veo necesario escribir un poco sobre Simón León, para que entendáis qué vais a leer.

Son unos relatos extraños y fascinantes, escritos por un autor con una imaginación delirante y yo diría que hasta enfermiza. Desgarra la lucidez del lector, perturbándolo con su escritura oscura, tocando de forma macabra el tema sexual llevándolo a la perversión, mientras lo une con leyendas tradicionales. Se nota su gusto por lo gótico, lo detalla todo hasta un extremo que asusta. Una manera de escribir desequilibrada pero brillante. Cediendo a las tres brujas la narración de sus historias, olvidaremos que todo ello salió de la cabeza de su autor, un hombre que siempre fue consciente de que a veces, sacaba al monstruo que llevaba dentro mientras escribía.

-Primer relato de las tres niñas brujas.

Invocación: —Las brujas… las brujas siempre son malas en los cuentos, ¿no? Pero en realidad, los malos son los reyes y los príncipes…

Dice la nueva chica que acaba de llegar al edificio habilitado como cárcel de tortura. Allí, junto a una compañera también vencida por el miedo y el dolor, invocará a aquellos que no deben ser nombrados…

-Primer Interludio

La niña que amaba a los lobos: ¿Lo que es bestialismo para ella, es bestialismo para él? Ella ve un lobo cuando mira, él ve a una muchacha.

Es cuento de caperucita que deberían de habernos contado…

-Segundo relato de las tres niñas brujas.

Él: En el interior de un bosque habita un duende. Los hombres del lugar miran hacia otro lado cuando se cobra su ofrenda…

-Tercer relato de las tres niñas brujas.

Pedro: Una casa abandonada con una extraña historia de tres hermanas desaparecidas en su interior. Pedro, un niño lleno de odio, humillado en el colegio…

-Cuarto relato de las niñas brujas.

Un cuento de vampiros: Un escritor que desea escribir un cuento sobre vampiros. Pasará años documentándose, viajando, intentando descubrir si en realidad existen. Hasta que un día entenderá…

Me detengo un momento para explicaros que los relatos son muy cortos, de apenas un par de páginas, lo cual hace que no pueda expandirme mucho, pues terminaría por contarlo y todo perdería interés. Recordad que yo no soy el escritor, yo os lo escribo desde la sencillez, apenas bocetando lo que son las historias que se nos muestran. Él no, él era un escritor con una mente  compleja, el cuál llego a decir: «Siempre tuve fe en el horror que habita en mi interior». Por lo tanto, mis palabras no hacen honor a como nos escribe sus historias. Simón León, de nacionalidad  argentina, deja esta pequeña obra escrita en su lengua natal, ese español, que a nuestros ojos puede resultar curiosa en sus formas, lo cual la dota de una personalidad muy especial…

-Quinto relato de las niñas brujas.

Malvina: Una oscura fábula sobre una niña encerrada en un internado gobernado por monjas, donde todo lo sexual será castigado de la forma más repugnante que ser humano haya imaginado.

-Segundo Interludio

La tragedia de los hermanados: Con el fondo del famoso cuento Hansel y Gretel, llegaremos hasta un relato de orgias y lujuria.

-Sexto relato de las niñas brujas.

Marina: Un retratista se gana la vida pintando a su amada. Hasta que un día, en un terrible accidente, ella termina desfigurada para siempre.

Y aquí termina nuestro autor de transcribir lo que sus musas le han dictado. Ahora leeréis una muy buena biografía suya que de no debéis pasar por alto si queréis saber porque motivo escribe así. Yo creo que la frase que mejor lo define fue esta: «Cuando decidí convertirme en escritor, decidí al mismo tiempo dejar de ser persona».

Nada más que deciros, salvo que por muy macabro que haya sido, desde luego siempre se le recordará como un gran escritor de culto.

http://sacodehuesos.com/a-sangre/las-tres-brujas-ninas

 

El archivo de atrocidades, de Charles Stross (Insólita Editorial, 2017)

Una reseña de FJ Arcos Serrano

 

arat1Bob Howard es un geek reclutado a su pesar para trabajar en la Lavandería, una agencia ultrasecreta del gobierno británico encargada de proteger nuestro mundo de todo tipo de seres de pesadilla. Mientras sus compañeros se juegan la vida a diario enfrentándose a horrores innombrables, Bob se dedica al mantenimiento de los sistemas informáticos.

Hasta que un día consigue un ascenso. En su nuevo puesto, además de lidiar con interminables reuniones de trabajo y montones de papeleo, Bob tendrá que tratar con nazis interdimensionales, terroristas, universos alternativos y antiguos horrores lovecraftianos para evitar el fin del mundo.

Insólita se presenta en el mundo editorial con la publicación de El Archivo de Atrocidades, una novela escrita por Charles Stross, ganador del Premio Hugo por el relato corto La Jungla de Cemento, el cual viene incluido como extra  en esta estupenda edición que hoy os presento por aquí­.

A pesar del intento por parte de diferentes editoriales de traernos algunas novelas de este autor, tengo el pálpito de que con esta nueva ocasión por parte de Insólita vamos a tener Stross para rato…

Estamos ante una trama de difí­cil encasillamiento, ya que podrí­amos decir de ella que bebe tanto de Lovecraft como de la fantasía urbana de corte hard, todo ello aderezado con un sentido del humor que le sienta de maravilla al producto final.

arat2El elenco de protagonistas es lo suficientemente atractivo como para estar continuamente interesado en sus combates cotidianos (de hecho me ha recordado en no pocas ocasiones a la serie de TV The IT Crowd), resultando de todo ello una lectura muy amena y que provoca una sonrisa cómplice en algunos de sus descacharrantes pasajes debido a la visión tan cí­nica de nuestro personaje principal.

La parte de la historia oculta (con ramificaciones que llegan hasta nuestros días) que se nos presenta tira más del thriller de espionaje y es aquí, quizás, donde el escritor apabulla con conceptos técnicos que pueden provocar en el lector cierta confusión si no estás muy metido en el tema del código binario y/o altas tecnologías.

En definitiva: una historia que a primera vista puede resultar un tanto rara, chocante y enloquecida, pero una vez inmersa en ella es muy fácil dejarse llevar por el estilo y el ritmo tan característico que le imprime el escritor. Es más… ¿dónde más vais a encontrar a un personaje que se hace llamar a sí­ mismo demonólogo computacional?

Muy recomendable si lo que buscáis es una lectura diferente y divertida.

 

Ficha técnica

Tí­tulo: El archivo de atrocidades

Autor: Charles Stross

Editorial: Insólita

Páginas: 416

ISBN: 978-84-947020-0-6

Precio: 22.95 euros

 

Oats Studios, Volumen I: Zygote, de Neill Blomkamp

zygoteneill

Pues sí, mis queridos Lectores Ausentes: Ya tenemos aquí el tercer capítulo de la tetralogía creada por el gran Neill Blomkamp y Oats Studios. Si en la anterior pieza destacábamos el alto contenido en acción y las altas dosis de gore, en esta ocasión sus creadores han ido todavía más allá y nos traen un cortometraje que le da mil vueltas a muchas de las pelis de terror que se exhiben en cualquier cine.

En una línea que recuerda muchísimo a Alien o a The Thing, la acción y el suspense  toman las riendas de una historia que nos tiene con el culo pegado a la silla y el corazón a mil. Ritmo, atmósfera y unos FX,s de nivel, para una historia ya conocida, pero tratada de forma única. Una factura excelente y una criatura abominable hecha de retales humanos que cuando aparece en pantalla, dan ganas de aplaudir por su originalidad.

Poco más puedo decir. Solo que si os mola, apoyéis el proyecto y poco más, salvo que la disfrutéis…

Si no os aparecen por defecto, activad la opción de subtítulos en español.

Oats Website:
www.oatsstudios.com

Steam Page: http://store.steampowered.com/app/633…
Twitter: https://www.twitter.com/oatsstudios/
Instagram: https://www.instagram.com/oatsstudios/
Facebook: https://www.facebook.com/oatsstudios

.

Todo lo que no puedes ver, de Joan Llensa

Buenos dí­as, mis queridos Lectores Ausentes

tlqnpv1Como todos sabéis, soy un gran amante del relato corto y un entusiasta de las antologí­as y recopilatorios, tanto colectivas como de un mismo autor. Considero al relato como un formato imprescindible dentro de la literatura y nunca entenderé esa aversión que tienen muchos lectores por acercarse y disfrutar a esta forma de lectura. Considerado un formato menor, ni siquiera las editoriales suelen apostar por él y es algo que me apena mucho, ya que en un mundo como en el que vivimos, con prisas y sin tiempo para nada,  las antologías resultan una forma perfecta para mantener el hábito y no tener que renunciar a disfrutar de nuestra pasión. Se estilan novelas de tropecientas páginas y sagas interminables que ya no se quedan en simples trilogías. Y eso está muy bien para leer en casa, con tiempo y de paso, ampliar biblioteca. Pero el placer de leer, de disfrutar de una historia que apenas te va a quitar tiempo, donde lo que de verdad importa es el tono, el ritmo y el giro de tuerca, es algo que esas obras no pueden ofrecer. Los relatos son inmediatez, intensidad, sorpresa y si es un buen relato, un puñetazo en los morros que te deja temblando, parpadeando incrédulo y sonriendo como un estúpido, para terminar relamiéndote con un excelente sabor de boca. No se trata de un ágape copioso, sino de saborear un dulce emponzoñado que nos implosiona en el paladar. Eso lo que más disfruto de un buen relato corto y si una antología consigue ofrecerme eso aunque sea en tan solo unas pocas de las historias que la componen, soy un tío feliz.

“Todo lo que no puedes ver”, es una escalofriante colección de historias que nos llevan al límite de lo que damos por real”. Jorge Magano.

Hay quien dice que el verdadero terror es el que procede de nuestro interior. Y si bien es cierto que la sociedad ha evolucionado a pasos de gigante, no ha ocurrido lo mismo con nuestros temores más profundos. Abrir la puerta a “Todo lo que no puedes ver” es adentrarse en un peligroso y oscuro mundo que nos aterra. 23 relatos cortos que te harán sentir inquietud en un marco muy variado. Un viaje a través de una atmósfera de suspense, que te llevará a replantearte la realidad tal y como la conoces. Los vecinos de al lado, la inmortalidad, la venganza, la reencarnación, un secuestro, el maltrato… cada uno de estos temas se entrelazan con lo sobrenatural, lo mí­stico y lo fantástico para hacerte dudar de aquello que das por sentado en tu vida cotidiana. Joan Llensa no pretende asustar. Este joven autor llega dispuesto a mostrar aquello que se oculta a nuestros ojos, a sorprender al lector cruzando con él la delgada línea que separa la luz de la oscuridad/la realidad de lo misterioso. Tras cada una de las historias, descubrirás un mundo que no pensaste tener tan cerca y que no podrás apartar de tu mente aunque cierres el libro.

¿Te atreves a cruzar la línea? 

tlqnpv2Todo lo que no puedes ver, el último trabajo de Joan Llensa, es un recopilatorio de relatos del autor en el que de entrada, el lector puede en principio no ver una relación entre los mismos, cosa que en cierto modo es cierta. Pero a poco que se pare a pensar sobre lo que ha leí­do, se dará cuenta de algo tan obvio que hasta ese momento le ha pasado desapercibido y es que sí hay un leit motiv en la obra: La realidad. Más allá de elementos paranormales o sobrenaturales, que también, si hay una constante en la antología es encontrar el terror en lo cotidiano, en el dí­a a día. La propia realidad puede resultar aterradora. Como siempre suelo decir, “los monstruos existen: somos nosotros“. Y aquí­ eso se pone en evidencia. Lo terrorí­fico no es siempre un caserón lúgubre y abandonado, ni el viejo cementerio, ni tampoco el manicomio clausurado. El terror se mantiene oculto a la vista, agazapado esperando su momento, incluso a plena luz del día, en tu propio  barrio. Tus vecinos, la dependienta de tu super habitual… Haz una prueba y échale un ojo a la sección de sucesos del periódico y me dices que tal todo en ese mundo normal en el que vives. Ahora súmale un poquito de mala baba por parte del autor y las herramientas y buen hacer tí­picos del género y voila!, empezarás a hacerte una idea de por dónde va la propuesta que nos ofrece Llensa. Partiendo del costumbrismo más común y envenenándolo con su oscuro talento y perversidad, añadiendo algunas gotas de fantasí­a oscura e incluso toques de ciencia ficción, el autor teje sus historias. La atmósfera, el enfoque bajo el que trata sus historias, bucear en esos miedos atávicos que se hallan impresos en nuestra propia conciencia colectiva…Historias encillas, sin pretensiones, siendo claro y sobre todo, honesto, dándonos aquello que buscábamos y arriesgándose a ser conciso en el desenlace, sin dobles lecturas ni finales abiertos. Esto es así, es lo que hay, te guste o no.

No es alta literatura, sea lo que sea que signifique esa expresión, pero ofrece aquello que promete y uno agradece ese detalle, tantas veces poco valorado. Entretenimiento puro y duro, pequeñas capsulas de horror que paladeamos con gusto. Las hay que saben a ambrosía, otras que simplemente cumplen e incluso alguna que ni tanto, pero al cerrar sus páginas al terminar el libro, el pequeño monstruo que todos tenemos habitando en nuestro interior sonríe satisfecho. Creo que huelga decir nada más.

 

Todo lo que no puedes ver

Joan Llensa

https://www.amazon.es/dp/1539815951/ref=cm_sw_r_tw_dp_x_3kfFzbWRTWK6K

 

La opinión de Soraya: El Remake, de Javier Vivancos

Por Soraya Murillo

Bueno, si creéis que es sencillo opinar sobre un buen libro, estáis equivocados.  Hay tantas cosas que encontré, tanto que me gustó, que no sé cómo empezar y no dejarme nada. Si os parece bien, os haré primero un pequeño resumen y luego veremos que va saliendo.

elremkEstamos en un pueblo español,  Sariñena es su nombre, un lugar al borde del abandono, con bosques cubiertos por una capa de aire pegajoso, apenas respirable. Intentad poneros en situación. No, no lo digo yo, nos lo dice quién nos cuenta esta historia, porque esa es otra. No nos la relata ningún protagonista,  sino un narrador aparentemente omnisciente, una voz que nos incita a seguir los pasos que nos va dejando desde ahí dentro, metido hasta la medula del libro, para ir desmenuzando aquello que nos negaremos a ver. No importa que paséis rápido la página, pues ese narrador seguirá ahí. Sabe lo que habéis hecho y os relatara el horror que no queréis  leer, ese será su cometido.

 Un pueblo donde hay una extraña epidemia que convirtió a sus habitantes en hambrientos… Y no, ellos no son los protagonistas tampoco.  ¿Entonces quiénes? Pues ni más ni menos que los actores. Si, vais a seguir  una película o mejor dicho un rodaje, donde los actores pronto entenderán que no es una película normal de miedo. Algunos mueren de verdad y regresan en otra toma… Pero quien  entenderá más de lo que debería será la extra. Ella, y solo ella, comprenderá que ser extra, el no ser una estrella ni siquiera en un papel secundario, te hace invisible y no le importas a nadie, absolutamente a nadie.

 En serio  lo digo, no sé quién cuenta lo allí narrado, pero su presencia es inquietante. Va más allá  de los gritos, nos enseña el terror, las torturas…

 El director americano dejará unos planos de cómo se grababa el terror en los años setenta, una puesta en escena perturbadora y demencial, donde el hombre gris nos recordará al protagonista de una película real de terror: Ese Hombre Alto y Gris, de sangre amarilla y esferas plateadas.  ¿Te imaginas rodar una película con un monstruo de verdad? No, no podéis, es imposible.

Cris, nuestra extra, esa que nada importa, abandonada a su suerte dentro de un coche fúnebre camino de la funeraria donde… No, voy a dejarlo aquí.

 Rai, Susana, Dani. Ellos si son los protagonistas principales de la película. A ellos el director si los quiere, aunque por las circunstancias que vivirán, entenderán que sus vidas valen lo que vale el guion que les dieron.

 Y ya dejo de contaros cosas sobre el argumento para deciros: ¡La madre que me parió, que pedazo libro he leído!  Mira que llevo leído terror a mis espaldas, pero lo que dejo aquí Javier no es terror. Supera esa palabra, habría que inventar una para definir lo allí escrito.  Olvidad  qué vais a leer un libro. No, vais a seguir una película,  con escenas y personajes que os recordaran a películas reales de miedo que una vez visteis en el cine,  y eso lo va hacer peor. Sus asesinos serán ellos, y podréis ponerles cara.

Por si fuera poco, algo les sucede a los habitantes del pueblo. Tienen hambre, mucha hambre. Aquel que va relatando lo que ocurre os guiará para que no os perdáis detalle,  para no obviar nada, para que entendáis que hay terror que no se aprende en ninguna clase de interpretación. Si, ese desde la sombra será quien les grite “Corred, ¿no veis qué vais a morir?´´ Pero ellos no pueden oírlo, vosotros sí.

 El mejor pasaje es para mí el del tanatorio. ¡Joder! Con esa escena  y el hombre de gris que huela a ceniza.

 En fin…  Abrid el libro, abrid vuestra mente y tened  presente que no vais a leer. Vais a ver y sobre todo a vivir en vuestras carnes la única certeza absoluta: Si no eres la protagonista  no vales una mierda.

Aunque yo, que ya leí el libro, os puedo asegurar  que visto lo visto y como acabó, vale la pena no serlo.

 Un libro para no olvidar nunca. 

https://www.amazon.es/El-remake-Javier-Vivancos/dp/1544986149

 

.

La opinión de Soraya: Dioses y Corderos, de Manuel Amaro Parrado

Por Soraya Murillo

Cuando terminé de leer este libro, me encontré con la duda de cómo comentarlo. No era, y eso lo supe con unas pocas páginas leídas, un libro  común.  Después de mucho pensar, decidí buscar la solución más sencilla: comenzar con unas simples y claras preguntas.

dyc¿Cuánto hace que no leéis un libro para reflexionar, para interactuar con  lo que en él hay escrito? ¿Os  consideráis  lectores inteligentes o sois lectores pasivos? Si eres un lector al que le gusta todo mascado,  que simplemente busca leer sin más, esperando el fin del libro,  Manuel Amaro no es esa clase de autor, él no se dedica a eso. Con estas historias, tuvo muy claro lo que quería dejar en mano del lector, trabajo para  que sus mentes interactuaran con la obra y terminasen de construir lo que puede ser uno de los mejores libros que he leído.

Vale, si esto está muy bien ¿Pero de que va este libro?  Pues en realidad, al contrario de lo que pudiera parecer, yo diría que no son historias cortas al uso. Sus relatos van de personajes  que viven un terror propio, un infierno en cierto modo personal y reconocible. Un terror interior que cada uno de nosotros llevamos dentro de forma inherente, aunque oculto bajo la superficie.  No, no son  relatos cortos aunque parezca que sí lo son.  Los relatos cortos  los lees, te cuentan una anécdota, tienen un final donde se resuelve la trama y vas a otro, punto. Pero aquí no. Ya os advertí que su autor quiere jugar con nosotros, quiere que penséis.  Por lo tanto, cuando terminéis de leer uno, solo será un paso más para saber la totalidad de la historia, ya que los siguientes relatos y no por orden precisamente, irán revelando  la verdad.

 ¿Os parece complicado? Bah, no lo es en absoluto. Solo debéis ir leyendo, seguir las pistas y montar el puzle ahí creado. Ir juntando piezas, y la grandísima historia que se dejó escrita llegará hasta vuestra mente por sí misma y la entenderéis.

 Doce historias, donde podréis encontrar Gusanos amorfos que llegaron con la extraña niebla, unos bichos aterradores  que hacen enloquecedores crujidos mientras se arrastran.  Un chico con tics faciales, que solo se calman cuando… Una ciudad silenciosa, un tren que lleva dentro unos peculiares pasajeros, una historia  donde la muerte no es el fin. Un hombre Dios que al tocarte te pasa su sufrimiento.  ¿Qué sentirías si despertaras dentro de un muro emparedado  y no supieras que haces ahí metido? 

Descansemos un poco y hablemos  de los personajes.   Esos personajes que se aferran a la vida como sea. Prestadles atención y observadlos con tranquilidad, sin prisa, ya que algunos de ellos pueden parecer pueriles y sin peso, en una historia no parecen tener importancia, pero para nuestra sorpresa, en otra serán la clave de todo.  En cuanto a estilo, una narración sencilla, directa, nada recargada y con la que iremos entendiendo y enlazando tramas,  porque si su autor nos metió en un laberinto y cada paso que damos más cerca de la salida, vamos comprendiendo donde empieza y acaba todo.

 Seguimos  con Una conversación trivial.  O mejor dicho, cuando se juega a ser Dios, cuando en realidad solo se es un cordero.  El cerco ¿Te imaginas ser un policía y tener la sospecha que tú mejor amigo es un asesino? 

Llegaremos a la que es para mí la parte más difícil de entender. Al caos, una fórmula que permite adivinar el futuro.  Con Sujeto Darwin, entenderemos el temor de convertirnos en aquello que tanto nos asusta, un nuevo ser creado de….

 Nos quedan los tres últimos.  Un mirón que,  sin saberlo, estará espiando a alguien muy especial. Un grupo de supervivientes que  comienzan a entenderlo todo.  Y Xhana negra poseída por un espíritu.

 Todo esto vais a encontrar. Pero recordad que el orden deberéis buscarlo vosotros. Profecías que se cumplen, humanos que se creen fuertes -intocables, casi Dioses- , pero que  lloran , gritan, suplican. Deteneros un instante a admirar la portada. Un ángel negro sobre las miserias humanas. Pero ahí, en lo alto, una estrella. Entendedlo, simplemente entendedlo…

 Maravilloso libro, maravilloso libro, maravilloso libro. 

 

La opinión de Soraya: De las ciudades vuestras tumbas, de Víctor Conde.

dlcvtvcSamuel es un niño judío que se encuentra dentro  de un campo de exterminio nazi.  Si no fuera  ya suficiente ese horror, una noche verá a un monstruo devorar a sus carceleros, aprovechando esa barbarie para huir  junto a otros judíos. En su marcha se llevara a su hermano  pequeño, Yarek .  Ningún guardia los detendrá, ya que ellos están siendo cazados. Otro prisionero fugado les ayudará en su huida, llevándoselos a Islandia.

Años más tarde, Yarek, nuestro protagonista, regresara a su Polonia natal donde se convertirá en maquinista de tren.  Una fría noche, atenderá en uno de los vagones una extraña pareja  compuesta por un caballero alemán y ella, esa dama de extrema palidez  pero de belleza cautivadora.

En apenas unos minutos su vagón se detendrá en un olvidado pueblo fantasma, bombardeado y abandonado por la guerra.  Allí,  Yarek será testigo del terror más absoluto que un ser humano pueda ver, lo que le llevara años más tarde a buscar a aquel que causo esa matanza cuyas imágenes le han atormentado todos estos años y que bien sabe que fue real.  Un manuscrito le dará una pista, comenzando la búsqueda de aquello que no debería de existir , pero también esperando ver de nuevo a la dama del tren,  la cual no logró olvidar .

Víctor  nos dejó una novela de vampiros moderna, diferente, donde intenta alejarse de lo ya escrito hasta ahora. Iniciará la trama de su novela en un campo de exterminio, y la terminara en la época actual,  así que haceros una idea de todo el camino por recorrer, de todo lo que debe de narrar.  Susurros del pasado.  Con estas pocas palabras, con esta sutil descripción entendemos como cataloga  a esos vampiros.

Es una historia  en la que percibimos que el autor disfrutó escribiéndola. Se nota muy pronto cuando lees pensamientos suyos, ciertas ideas personales  que deja en boca de sus protagonistas.  Con ellos, con esas reflexiones  tan suyas como sus creaciones, descansaremos un poco del terror, para acercarnos y entender las miserias humanas, los deseos, los miedos y las frustraciones.  Pero esas pausas serán mínimas, efímeras, apenas suficientes para recuperar el aliento.  Víctor es consciente de que está escribiendo una novela de vampiros y queremos sangre, desgarramientos, gritos.

La escena de la campana de viento humana  es lo más bestial que he leído en años dentro del género vampírico. No sé ni cuantas veces leí esa parte y todavía creo que necesito volver a leerla para deleitarme de nuevo con ella y no olvidar nunca tan gran maravilla escrita.

Plagas. Rituales. Y sí,  una historia de amor  de fondo,  que no estropea la historia, si no que la enriquece y resulta necesaria  para enlazar todo lo que allí dejó escrito.  Víctor Conde se empeña en no caer en lo de siempre, en innovar y para ello,  inventará nuevos rituales que hasta ahora  no habían sido usados en relatos vampíricos, descubriéndonos algunos hechos curiosos, sorprendentes y aterradores,  como por ejemplo  la espantosa  forma que emplean los vampiros para dormir.

Resumiendo: Sí, lo consiguió. Nos ha dejado una grandísima historia, un gran trabajo, fresco, concienzudo que consigue innovar y no caer en lo típico. Narrada de forma magistral  como solo Víctor Conde sabe hacerlo.

Por si no fuera suficiente, un regalo  en las últimas páginas. Unos relatos cortos que él tituló  Historias de Nueva York, donde disfrutaremos  de pequeñas cápsulas  envenenadas  siguiendo la temática vampírica y que son una delicia.  Con estas breves historias nos acercaremos hacia el final del libro, tan increíble como inesperado.

Un final  que nos devolverá a la noche de los tiempos,  pero sin olvidar nunca el verdadero horror,  un lugar aterrador donde hasta los monstruos tienen sus propias pesadillas.

Felicidades,  Víctor. Tardaré en olvidar este libro.

 

La opinión de Soraya: Honrarás a los muertos, de David Rozas Genzor

halm1Un famoso payaso. Una niña aparentemente enferma. Un loro. Un comando africano…

Todos ellos y muchos más deben lidiar a diario con la muerte, compañera indispensable para iniciarse en este viaje.

Sus historias te mantendrán aferrado a estas páginas de principio a fin. Te obligarán a honrarles. Así que no les defraudes.

O puede que pronto tú también formes parte de su mundo.

 

Os voy a comentar sobre esta antología compuesta de ocho relatos y un prólogo.

 Esta vez no puedo deciros que los relatos me han sorprendido, puesto que ya los había leído. Al menos la mayoría de ellos, que  fueron publicados con anterioridad en otras antologías.  Los conocía, así como a su autor, pero deseaba tenerlos todos en un mismo libro, bien recopilados. David  es ya perro viejo en esto de juntar letras. Comentaros que sus relatos me han parecido fantásticos no tiene ningún mérito, porque esos relatos los valoraron otros lectores antes que yo. Son relatos premiados  en distintos certámenes literarios, lo cual me ahorra el tener que convenceros  de qué vais a leer una buena antología. Hubo otros antes que yo que ya los aplaudieron  y servidora es simplemente  una lectora más.  A vosotros, que conocéis como funciona este mundillo,  no hace falta que os diga lo difícil que es ganar en esos certámenes, ¿verdad?

Paso a comentaros lo que vais a leer cuando abráis este libro.

Vale, ya dije que ocho relatos y un prólogo.  Empezaremos por el primero, en la noche de muertos  cuando un niño quiere ponerse en contacto con su padre muerto mediante la Ouija. Una historia triste donde vemos de nuevo aquello que ya nos dijeron tantas veces: cuidado con lo que deseas.  Luego pasaremos al relato de una niña zombie, que busca la compañía humana…

Tercera historia, el mito del vudú. Muy bien narrada la parte santera,  con algunos párrafos que para mí, la convierten en la mejor escrita de todas.  Regresaremos a los infectados con el siguiente relato; al fin y al cabo estamos en una antología donde los muertos mandan.  Aquí nos encontraremos con el hambre, esa hambre terrible que jamás se sacia.

Quinto relato, mi favorito, aquel que publico en la antología, No eres Bienvenido, donde una pareja de chicas quieren entrar en una antigua reserva india  cuya  leyenda no esta tan muerta como ellas creen.

En el sexto relato viajaremos a la Semana Santa,  buscando un tambor que no debería de existir.  El séptimo relato sí es inédito,  siendo publicado aquí por primera vez y  regresando  con él al mundo zeta. Y cerrando la antología, su último relato retomará  el mito de Frankenstein,  visto desde otra perspectiva muy distinta, pero igual de terrorífica.

halm2Son relatos de miedo y de tristeza, porque la muerte y los muertos dan pena. En algunos se nos encogerá el corazón, hasta que entendamos lo que en realidad quieren de nosotros, los que aún estamos vivos.  Aunque tal vez seamos culpables y nos merezcamos que nos persigan, que nos asusten, que nos esperen… A los muertos no hay que molestarlos, no hay que llamarlos, no hay que socorrerlos, pero eso lo entenderemos ya demasiado tarde.

Sacad tiempo, pues lo tenéis  porqué todavía estáis vivos. Buscadlo y leed estos relatos que como ya dije fueron premiados.

Si, lo sé… Había dicho ocho relatos y un prólogo, no lo olvidé.  El peor prólogo de la historia, es su título, y yo que de prólogos se bastante, puede deciros que todavía tengo una sonrisa en mi cara. A veces lo original  se agradece.

https://www.amazon.es/Honrar%C3%A1s-muertos-David-Rozas-Genzor-ebook/dp/B01NCQ6GLV